Doctor en casa - Bienestar

¿Qué mascarilla es más eficaz para protegerse de COVID-19?

Son una herramienta fundamental para reducir la propagación

Un equipo de investigadores de la Universidad de Duke, en Durham (Carolina del Norte, EUa) ha desarrollado y probado un nuevo dispositivo de medición óptica simple y económico para evaluar la eficacia de las mascarillas en el cumplimiento de su función: reducir la transmisión de gotitas respiratorias durante el habla regular, los estornudos o la tos, para determinar cuáles tienen una mayor capacidad de impedir que se propague el coronavirus.

Coinciden en que los también denominados barbijos o tapabocas, son una herramienta fundamental para reducir la propagación del COVID-19.

Este sistema puede ser fabricado y operado por personas no expertas, lo que permite una evaluación rápida del rendimiento de la mascarilla, de las cuales hay una gran variedad y cuyo uso reduce la probabilidad de que una persona infectada propague la enfermedad, aunque muchos de los diseños de estas prendas no han sido probados en la práctica.

En los ensayos de este dispositivo de medición que emplea tecnología láser, se compararon distintas mascarillas disponibles habitualmente y se observó que algunos modelos ofrecen un rendimiento que se acerca al de las mascarillas quirúrgicas estándar, mientras que algunas versiones de mascarillas alternativas o caseras ofrecen muy poca protección.

Comprobaron que las máscaras quirúrgicas o de polipropileno también funcionan bien para bloquear las emisiones humanas de gotitas respiratorias.

Las cubiertas faciales de algodón hechas a mano proporcionaron una buena cobertura, eliminando una cantidad sustancial del aerosol, es decir, las partículas diminutas suspendidas en el aire, producido durante el habla normal.

Los pañuelos para la cabeza (bandanas) y los vellones para el cuello (‘neck fleeces’), así como los pasamontañas, no bloquearon mucho las gotitas expelidas al hablar, según estos investigadores

Comentarios