Doctor en casa - Alimentación

No lastimes a tu cuerpo con dietas estrictas; mejor escúchalo

La recomendación es llevar una dieta balanceada siempre

La razón por la cual no tenemos éxito al querer bajar de peso, aún con dieta y ejercicio, es porque no hay un convencimiento real de cambiar, sino que estamos atacando un síntoma o una situación específica como: “ya no me queda el pantalón”, “me duele la espalda, la rodilla” o “tengo alta la glucosa”, asegura la nutrióloga Melissa Torres.

“Nos ponemos a dieta no porque tengamos muchas ganas de bajar de peso, regularmente cuando llegamos a ese punto es porque nos sentimos muy mal con nuestro cuerpo y si llegamos a ir al nutriólogo es porque estamos en un momento de nuestra vida donde ya nos está afectando de manera física”, expone.

Asegura que muchas veces se acude a un especialista como algo reactivo y no preventivo. Es decir, no hay un compromiso real por llegar a un equilibrio alimenticio y ante este panorama el involucrado en algún momento dejará la dieta que está siguiendo. El no concebir o concretar un estilo de vida saludable está fuertemente ligado con las dietas estrictas que las personas adoptan, que no hacen más que crear un círculo vicioso en el que se empieza e interrumpe una dieta porque ésta no cumple con las expectativas deseadas.

“Si te sometes a dietas estrictas para bajar cierta cantidad de peso o recurres a los famosos alimentos en polvo o las dietas milagro, lo único que haces con tu organismo es someterlo a drásticas bajas de peso que a corto plazo lo que te van a traer es el rebote y a largo plazo, lastimarte tu tiroides y tener consecuencias donde lastimas a tu cuerpo de manera intermitente porque estás sometiéndolo a altas y bajas de peso frecuentemente y esto a la larga te ocasiona situaciones perjudiciales para tu salud”. Afirma que el sobrepeso y la obesidad están conectados con situaciones y trastornos emocionales, mismos que brotan con una sintomatología ansiosa y se presentan como una adicción a la comida.

“Hay muchas maneras de poder manejar los estados emocionales depresivos y ansiosos, sin embargo, lo ideal es que nuestra dieta sea un compromiso no para castigarnos sino para tener un estilo y calidad de vida más saludable”.

¿QUÉ PODEMOS HACER?

La recomendación es llevar una dieta balanceada siempre, no sólo por temporadas o cuando tenemos un evento que nos exige bajar de peso.

“Lo ideal es que encontremos un balance justo en nuestra alimentación y no castigar a nuestro cuerpo día a día”.

Comentarios